Agencia Informativa Católica Argentina
  |  
 
 
 
aica.org  |  Especial  |  Ordenaciones
Mons. Mestre al nuevo sacerdote: “Escuchá que Jesús te llama amigo”
Martes 8 May 2018 | 09:33 am
« Volver
Mar del Plata (Buenos Aires) (AICA): El obispo de Mar del Plata, monseñor Gabriel Mestre, ordenó sacerdote al joven Gustavo Garzón. La misa fue el sábado 4 de mayo en la catedral de los Santos Pedro y Cecilia y estuvo concelebrada por el obispo emérito, monseñor Antonio Marino, y sacerdotes del clero diocesano y religioso.
  Imprimir       Enviar por mail  | Comparte:      
El obispo de Mar del Plata, monseñor Gabriel Mestre, ordenó sacerdote al diácono Gustavo Garzón, en una celebración que se desarrolló el sábado 4 de mayo en la catedral de los Santos Pedro y Cecilia.

La misa fue concelebrada por el obispo emérito de Mar del Plata, monseñor Antonio Marino, y sacerdotes del clero diocesano y religioso. Asistió a la celebración una multitud de fieles de distintas comunidades.
En la homilía, monseñor Mestre reflexionó, a la luz del Evangelio, sobre el momento especial que vive la Iglesia diocesana.

Por un lado, el prelado destacó que “para ser Iglesia sinodal hay que ser Iglesia del Espíritu, asamblea de Pentecostés, comunidad del Espíritu Santo”, y afirmó que “el estilo sinodal no se define por las estrategias psicopedagógicas y sociales que podamos incorporar sino por la apertura a Dios Espíritu Santo que todo lo renueva y es el único Maestro de discernimiento con mayúsculas”.

Teniendo en cuenta el Evangelio, el obispo se detuvo en la frase "Yo los llamo amigos", y compartió tres breves pensamientos. “De manera particular para vos querido Gustavo, que recibís la ordenación sacerdotal, también para todos nosotros queridos hermanos que somos sacerdotes de Jesucristo y por extensión a todos los bautizados en la fe y en la vivencia de la Iglesia”. Los tres puntos fueron: “Dejemos que Jesús nos llame amigos, busquemos ser amigos de Jesús y seamos amigos de Jesús para los demás”.

“Dejemos que Jesús nos llame amigos: querido Gustavo, somos sacerdotes del Señor. La primera invitación la que da sentido a la identidad, no tiene que ver con lo que hagamos o dejemos de hacer, nuestra identidad se define a partir de esta palabra de Jesús. Él nos llama amigos”, afirmó.

“La amistad implica reconocimiento, entrega, cercanía. Toda la cristología queda sintetizada en ‘Yo los llamo amigos’. Dejémonos llamar amigos por Jesús. Escuchá que Jesús te llama amigo, Él quiere ser tu amigo, en momentos de mayor gozo y profundidad pastoral Él te llama amigo; en los momentos de dificultad, conflicto, recordá que Jesús te llama amigo”, sostuvo.

En segundo lugar, aconsejó: “Busquemos ser amigos de Jesús”. Dirigiéndose al nuevo sacerdote, indicó: “Gustavo, buscá ser amigo de Jesús, la respuesta de esta invitación que supera todo límite reclama de vos y de cada uno de nosotros que lo tratemos como amigo. Responder a la invitación que nos hace Jesús se resuelve en nuestra vida espiritual, en la liturgia, en la Eucaristía cotidiana, en la oración, en la vivencia de nuestra espiritualidad. En todo lo que implica buscar el encuentro: oración, reciprocidad con este Dios que se abaja”.

“En tercer lugar seamos amigos de Dios para los hombres, seamos amigos de Jesús para los hermanos”, animó. “Querido Gustavo, si tu identidad la marca el Buen Pastor que te llama amigo, si buscas ser amigo de Jesús; el tercer momento se da de manera natural: serás amigo de Dios para los demás. Que no vean en vos un funcionario, un empleado, que no vean a un burócrata de la fe, sino que vean en vos a un amigo de Jesús que se entrega a los hermanos”, alentó.

“Cuando uno recorre los distintos rincones de la diócesis, ve la entrega generosa de los pocos sacerdotes que somos, y esto es muy valorado por los laicos. Uno ve sacerdotes cercanos, que son amigos de Dios, para acercar a los hermanos a la vivencia y al camino de la fe. Agradezco profundamente la tarea de los sacerdotes de la diócesis, siendo pocos, con pocos agentes pastorales, con realidades sociales que se nos vienen encima, con generosidad y con amistad en el Señor, entregan su vida al servicio de los hermanos”, manifestó.

Finalmente, monseñor Mestre deseó al sacerdote: “Que te puedas sumar a esta Iglesia, a este presbiterio que más allá de los limites. Buscamos ser amigos de Jesús para los hermanos, en el servicio pastoral para todos los hombres, especialmente los más pobres, más alejados, lo que están sufriendo distintas situaciones”, concluyó.+


« Volver
Noticias relacionadas:
Mons. Mestre: La importancia de evangelizar como Iglesia sinodal  20.10.2018
Recordarán al meritorio y querido sacerdote Agustín Casanova  20.10.2018
Mar del Plata presenta el 11º Encuentro Argentino de Turismo Religioso  17.10.2018
El clero de Lomas de Zamora tuvo su encuentro anual  17.10.2018
“¿Cuál es nuestra actitud ante las riquezas?”, preguntó Mons. Mestre  13.10.2018
Puerto Iguazú tiene un nuevo sacerdote  13.10.2018
Los religiosos Camilos tendrán un nuevo sacerdote  12.10.2018
Bolívar 218, 3º Piso (1066)
Buenos Aires, Argentina
(54-11) 4343-4397
 

AICA es miembro de la:
Ingresar © Copyright 2018 | AICA | Todos los derechos reservados | Desarrollado por Triliton