Agencia Informativa Católica Argentina
  |  
 
 
 
aica.org  |  Especial  |  Misiones
Finalizaron las Misiones Juveniles Diocesanas de Cruz del Eje
Miercoles 15 Ene 2020 | 09:54 am
« Volver
Cruz del Eje (Córdoba) (AICA): Una nueva edición de las Misiones Juveniles Diocesanas organizadas por la Pastoral de Juventud de la diócesis de Cruz del Eje se cerró este domingo en Villa Cura Brochero, con una misa presidida por el obispo, monseñor Ricardo Araya que reunió a más de 200 jóvenes.
  Imprimir       Enviar por mail  | Comparte:      
Con una misa presidida por el obispo de Cruz del Eje, monseñor Ricardo Araya, finalizó una nueva edición de las Misiones Juveniles Diocesanas, que este año congregaron a más de 200 jóvenes misioneros divididos en distintos puntos del territorio.

Fueron siete los grupos misioneros que visitaron, en vicaría norte, el barrio La Curva, el barrio La Feria de Cruz del Eje y la comunidad de La Higuera, y en vicaría sur, las comunidades de San Lorenzo, Las Tapias, San Pedro y barrios Porvenir y Parque de Villa Dolores.

Desde el domingo 5 y hasta el domingo 12 de enero, los jóvenes misioneros de entre 15 y 25 años, convivieron durante una semana parando en alguna escuela o parroquia y acompañados por los coordinadores adultos, religiosas, seminaristas mayores y los párrocos de los lugares de misión. Visitaron las casas llevando imágenes de la Virgen María, peregrinaron hacia las grutas, cementerios y geriátricos. También organizaron encuentros de niños, jóvenes y adultos.

Los misioneros compartieron la Eucaristía todos los días y recibieron la visita del obispo. Además, en distintos horarios y según el grupo de misión, tuvieron espacios de formación guiados bajo la exhortación apostólica postsinodal "Christus Vivit".

El domingo 12, los grupos regresaron al punto de encuentro: el santuario del Cura Brochero, donde participaron de la Eucaristía presidida por monseñor Araya. En su homilía, el obispo agradeció el trabajo de los misioneros y describió la tarea que hicieron: "Ustedes se han introducido en una semana de contacto con la realidad y han podido seguramente, o van a poder, hacer que dialogue la idea de misión que ustedes llevaban con la realidad que han visto. Por eso ustedes han tenido la oportunidad, por gracia de Dios, de hacer que la idea de misión entre en diálogo con la realidad y entonces han podido ver cómo la palabra de Dios se ha encarnado en la vida de la gente. La palabra de Dios no es el libro, la palabra de Dios es Jesús y está metida en el corazón de la gente por obra del Espíritu Santo desde el día del bautismo, esa es la realidad."



"El contacto con la realidad y con la fe de la gente abre a nuevas posibilidades”, consideró el obispo, y animó a “poner en práctica la palabra de Dios para entrar en contacto con la realidad, no sólo escuchar, no sólo comentar, no sólo cantar. ¡Poner en práctica la palabra de Jesús!”.

“Es muy peligroso y dañino vivir en el mundo de las palabras que no están conectadas con la realidad. Por eso la misión ha sido un llamado a entrar en contacto con la realidad más allá de ustedes, más allá de su grupo de amigos, más allá del Whatsapp, más allá del Instagram, más allá de las cosas de todos los días”, advirtió el obispo.

"Ustedes han tenido la posibilidad de escuchar a ancianos, ancianas y ver cómo ellos han superado las dificultades y las pruebas de la vida. ¡No son cuentos, no son palabras, son hechos! ¡Es gente con vida cristiana, es el Evangelio metido en el corazón, en la vida!”, destacó.

“Esto es un regalo de Dios impagable. Entrar en contacto con la realidad, la propia y la ajena es una gracia de Dios, por más que tenga a veces lados difíciles, lados oscuros, pero siempre tiene ahí presente la posibilidad de que eso que es oscuro y difícil pueda ser transformado por el Espíritu de Dios. Yo les había dicho: déjense llevar por el Espíritu y ustedes pueden descubrir que se han dejado llevar por el Espíritu si se han encontrado con Cristo metido en el corazón del pueblo”, afirmó. “El Espíritu de Dios siempre lleva al encuentro con Cristo en la realidad de la vida”.

Al finalizar la Misa, todos los misioneros compartieron un almuerzo en el salón parroquial "Mi Purísima" y cada grupo presentó una canción, un testimonio, la bandera que identifica al grupo misionero y remeras hechas por ellos.+


« Volver
Noticias relacionadas:
Brochero “no separó el bien propio del bien de los otros”, recordó Mons. Araya  17.03.2020
El clero de Cruz del Eje realizó sus ejercicios espirituales anuales  11.03.2020
Los secretarios ejecutivos de las comisiones episcopales tuvieron su primer encuentro del año  04.03.2020
Tres misioneras mendocinas fueron enviadas a Chepes, La Rioja  21.02.2020
El Conamis tuvo su primera reunión del año  18.02.2020
Mendoza enviará tres hermanas misioneras a Chepes, La Rioja  13.02.2020
Misiones de verano de las Hermanas de Don Orione  12.02.2020
Bolívar 218, 3º Piso (1066)
Buenos Aires, Argentina
(54-11) 4343-4397
 

AICA es miembro de la:
Ingresar © Copyright 2020 | AICA | Todos los derechos reservados | Desarrollado por Triliton