Documentos  
 

MENSAJE AL PUEBLO DE DIOS


Dado a conocer al término de la 89ª Asamblea Plenaria del Episcopado
(San Miguel, sábado 23 de abril de 2005)


A nuestros hermanos en la Fe:

Hemos recibido de Dios el don de un nuevo Pastor universal en el Papa Benedicto XVI. Él continúa la misión que Jesucristo confió al apóstol Pedro: "Apacienta mis ovejas", como respuesta a su profesión de amor: "Señor, tú lo sabes todo; sabes que te quiero" (Jn 21,16-17).

En la primera homilía pronunciada después de su elección, en continuidad con su gran predecesor Juan Pablo II, expresó el espíritu con que se propone servir en el ministerio de Vicario de Cristo.

Como Obispo de Roma quiere ser la piedra en la que todos puedan apoyarse con seguridad. (...) Como Pedro y los demás Apóstoles constituyeron por voluntad del Señor un único Colegio apostólico, del mismo modo el sucesor de Pedro y los Obispos, sucesores de los Apóstoles, tienen que estar estrechamente unidos entre ellos.

En el servicio de sucesor de Pedro, reafirma con fuerza la voluntad decidida de proseguir en el compromiso de realización del Concilio Vaticano II, como sus predecesores y en continuidad fiel con la tradición de dos mil años de la Iglesia.

La Eucaristía, corazón de la vida cristiana y manantial de la misión evangelizadora de la Iglesia, constituye el centro permanente y la fuente del servicio petrino que se le ha confiado.

El actual sucesor de Pedro se deja interpelar en primera persona por la voluntad de Cristo de alcanzar la plena unidad de quienes creen en Él, y está dispuesto a hacer todo lo posible para promover la causa fundamental del ecumenismo.

El Papa asume la misión de anunciar a Cristo, luz del mundo, a todos los hombres y mujeres de hoy; invita a los que profesan otras religiones a continuar un diálogo abierto y sincero. Se compromete a velar por la unidad y la paz para la familia humana, con la disponibilidad de todos los católicos a colaborar en un auténtico desarrollo social, sin escatimar esfuerzos y sacrificios para proseguir el prometedor diálogo emprendido (...) con las diferentes civilizaciones. Particularmente habla a los jóvenes que son futuro y esperanza de la Iglesia y de la humanidad.

Queridos hermanos: Cristo ha llamado al Papa Benedicto XVI a servir a la Iglesia como sucesor de Pedro. ¡Quédate con nosotros, Señor! Nos unimos a esta invocación del Santo Padre con espíritu de fe y en la comunión de la Iglesia, rogando por la fecundidad de su ministerio, que el mismo Papa confía a la maternal intercesión de María Santísima.


Los Obispos de Argentina, 89ª Asamblea Plenaria
Conferencia Episcopal Argentina
San Miguel, 22 de abril de 2005.



Agencia Informativa Católica Argentina
Bolívar 218, 3er. piso, 1066 Buenos Aires,
Tel. (011) 4343-4397 (líneas rotativas) - Fax: (011) 4334-4202
E-mail: info@aica.org - Sitio en Internet: www.aica.org

Copyright © 1996 / 2006 AICA. Todos los derechos reservados.