Documentos  
 

COMUNICADO DE LOS OBISPOS DE LA PROVINCIA ECLESIÁSTICA DE LA PLATA  (BUENOS AIRES)


(6 de julio de 2005)



La Corte Suprema de Justicia bonaerense se ha pronunciado recientemente a favor de la realización de un aborto, fundándose en las condiciones de salud de la madre. Se ha renovado así la discusión sobre el tema, y se han reiterado argumentos que son sobradamente conocidos.

La Iglesia Católica ha sostenido siempre que la vida humana debe ser respetada desde su concepción. El ser engendrado es una persona humana que merece respeto y necesita protección. En el caso indicado, el niño por nacer tenía veinte semanas de vida en la fecha del fallo. Ha habido propuestas de profesionales médicos para colaborar en la atención de la madre y de su hijo, y evitar la interrupción forzada del embarazo. Esta interrupción constituiría un verdadero crimen, un atentado al más fundamental de los derechos de las personas: la vida.

Una situación tan dolorosa para la familia no puede ser resuelta cometiendo una injusticia mayor al quitar la vida a un inocente. Como obispos de la Provincia eclesiástica platense acompañamos a la madre con nuestra oración y nuestra sincera participación en un momento tan difícil y doloroso. Manifestamos nuestra preocupación por una mentalidad abortista que se extiende en nuestra sociedad y que cuenta muchas veces con el apoyo de instancias que deberían más bien tutelar la vida y no atacarla.

Resulta oportuno recordar que en el Juramento Hipocrático figuran estas palabras: “Juro que... no suministraré a nadie, aunque me lo solicite, ningún fármaco mortal, y no tomaré jamás una iniciativa de ese género, ni proporcionaré jamás a una mujer un medio para procurar el aborto”. La tradición cristiana y la enseñanza ininterrumpida de la Iglesia ha sostenido con firmeza la posición contraria al aborto; un católico no puede legítimamente propiciarlo ni colaborar en su realización. Esta posición se encuentra igualmente incluida en las leyes fundamentales de la Nación.

Como obispos de la Iglesia Católica, en cumplimiento con nuestro deber pastoral, nos dirigimos a nuestros fieles y a la opinión pública, para recordar estos principios que son esenciales a la vida de la sociedad.


Mar del Plata, 6 de julio de 2005

Mons. Héctor Aguer, arzobispo de La Plata

Mons. Emilio Bianchi di Cárcano, obispo de Azul

Mons. Rafael Rey, obispo de Zárate-Campana

Mons. Juan Alberto Puiggari, obispo de Mar del Plata

Mons. Martín de Elizalde OSB, obispo de Nueve de Julio

Mons. Carlos H. Malfa, obispo de Chascomús

Mons. Antonio Marino, obispo auxiliar de La Plata



Agencia Informativa Católica Argentina
Bolívar 218, 3er. piso, 1066 Buenos Aires,
Tel. (011) 4343-4397 (líneas rotativas) - Fax: (011) 4334-4202
E-mail: info@aica.org - Sitio en Internet: www.aica.org

Copyright © 1996 / 2006 AICA. Todos los derechos reservados.