Miércoles 25 de noviembre de 2020

Los referentes de los credos saludaron a los fieles por Pésaj, Pascua y Ramadán

  • 8 de abril, 2020
  • Buenos Aires (AICA)
Los miembros del Instituto de Diálogo Interreligioso (IDI), enviaron un mensaje a las comunidades

En el marco de las celebraciones de la Pascua cristiana y judía, y próximos al comienzo del tiempo de Ramadán, los representantes de las tres religiones, miembros del Instituto de Diálogo Interreligioso, enviaron un mensaje a los fieles.



El presbítero Guillermo Marcó recordó la relación entre el misterio que los cristianos celebran en Semana Santa, con la Pascua judía. “Lo que celebra Jesús el Jueves Santo por la noche, en la última cena, es nada menos que una cena de Pésaj. Allí Él toma el matzá y le da un sentido nuevo, diciendo ‘Esto es mi cuerpo’. Él se identifica con el cordero pascual. Por otro lado toma la copa de la bendición y dice ‘Este es el cáliz de mi sangre, sangre de la alianza nueva y eterna, que será derramada por ustedes para el perdón de los pecados’”, señaló.



“De alguna manera, ese misterio que nosotros celebramos une sus raíces en la fe judía y no podemos separar que es un paso, que es un tránsito de la esclavitud del pecado a la libertad de los hijos de Dios. También nosotros celebramos el paso de Jesús por nuestra vida, hacia una vida distinta, hacia una vida mejor. Qué lindo que podamos compartir con nuestros hermanos mayores estas tradiciones que también nos acercan, aunque sean distintas en su contenido, que también hunden sus raíces en una misma fe”, expresó.



Por su parte, el rabino Daniel Goldman, se refirió a las celebraciones en este tiempo particular: “En medio de este transitorio encierro, la conmemoración nos revela lo que hay de maravilloso en nosotros. Eso es lo que dice el salmo: Este es el día que hizo Dios para regocijarse. Conmemorar es participar de la eternidad, del pasado, del presente, del futuro, en un solo tiempo”, afirmó.



“Con la distancia social, festejar es tejer la fe en compañía de los seres queridos. Es poner en práctica la condición de libertad. Pésaj, la Pascua judía que comienza el jueves por la noche, es el relato de la saga de la libertad”, destacó.



Este año, al celebrar Pésaj, aseguró, “me voy a concentrar en dos temas: Uno, la liberación. ¿Qué es Pesaj? Es el estado de conciencia, la innovación del descubrimiento que te ilumina en la sombra al saber que no todo porque fue así, tiene que seguir siendo así. Que hay cosas que no pueden cambiar y otras que tienen que cambiar. Dos, la tierra prometida. Siempre hay un sentido de promesa. Puedo mejorar y manejar las angustias, superarme y superar los disgustos, repararme y reparar las molestias. Hay un mundo y un futuro más atractivo y eso le da sentido a mi vida”, concluyó.



Finalmente, el referente islámico Omar Abboud, consideró que “seguramente vamos a recordar especialmente estas celebraciones, estas fiestas, tanto Pascua como Pésaj, y en dos semanas, Dios mediante, el futuro inicio del mes de Ramadán”.



“Vivimos un tiempo muy particular, un tiempo con alta incertidumbre, pero en estas celebraciones, una que nos habla de libertad, otra que nos habla de resurrección, otra que nos habla particularmente de un ayuno, un ayuno elegido, no un ayuno impuesto, tenemos que tener siempre la firme convicción que en la perspectiva de seguir encontrándonos, de seguir dialogando, de seguir celebrando juntos, aunque con distinta identidad y distintas características, podamos seguir construyendo el camino necesario para lograr la fraternidad humana”, deseó.+


NOTICIAS RELACIONADAS