Lunes 13 de julio de 2020

El limosnero pontificio asistió a transexuales latinoamericanos

  • 30 de abril, 2020
  • Roma (Italia) (AICA)
El Limosnero de la Santa Sede, cardenal Konrad Krajewski, asistió económicamente a un grupo de transexuales latinoamericanos que habían solicitado ayuda a la parroquia romana de Torvaianica.

El Limosnero de la Santa Sede, cardenal Konrad Krajewski, asistió económicamente a un grupo de transexuales latinoamericanos que habían solicitado ayuda a la parroquia romana de Torvaianica. “Claro que los hemos ayudado. “Vengan a mí, todos los que están cansados y cargados, y yo los aliviaré”, lo dice Jesús; es el Evangelio. Estas personas son seres humanos y tenían hambre. Somos todos hijos de Dios”, declaró el purpurado polaco al diario italiano Il Corriere della Sera.



El cardenal Krajewski señaló que “la caridad del Papa se dirige a todo el que sufre. Durante la semana de Pascua llevamos miles de paquetes de asistencia, y entre estas personas también había prostitutas y transexuales. Mi deber es ayudar a quien tiene necesidad y vaciar la cuenta bancaria de caridad del Papa. Si está vacía, va todo bien. Y cuando se vacía, gracias a Dios, siempre hay gente que vuelve a ofrecer donaciones”, manifestó.



El párroco de Beata Virgen Inmaculada de Torvaianica, padre Andrea Conocchia, explicó que la pandemia hizo acercar dos mundos distantes. “Vinieron de una manera muy respetuosa, delicada, poco a poco comenzamos a comunicarnos, a escucharnos, a conocer sus historias de vida”. Ellos pedían ayuda para cosas esenciales: “para pagar el alquiler de la habitación, pagar el tanque de gas, la factura de la electricidad”.



“Eran personas de Perú, Colombia, Argentina, entonces se me ocurrió decirles: ‘Escribamos al Papa, él es de Latinoamérica’, nos escuchará, cuéntenles algo de ustedes, cómo viven, qué hacen, desde hace cuánto están aquí y así pueden pedir un auxilio”. Las cartas escritas en español fueron entregadas al cardenal Konrad Krajewski”, contó el sacerdote.



En las misivas –dice el padre Andrea- decían rezar por el papa Francisco, pintaron corazones y otros cariños. “Lloraban por el dolor, por la vergüenza, por la marginación, la soledad y por las vidas que llevaban, una de ellas le cuenta al Papa su enfermedad (seropositiva – VIH)”.



Después de recibir la ayuda, el padre Conocchia añadió que el grupo le grabó un mensaje de audio en español agradeciendo al Papa por su ayuda: “Muchas gracias al papa Francisco. Que Dios lo bendiga por todo. Que la Virgen lo proteja”. +