Viernes 27 de noviembre de 2020

Card. Parolin: El objetivo del Acuerdo con China es la unidad de la Iglesia

  • 22 de octubre, 2020
  • Ciudad del Vaticano (AICA)
"El Acuerdo no resolvió todos los problemas y dificultades que existen y que esperamos abordar a través del diálogo", dijo el Secretario de Estado.

“El Acuerdo no concierne a las relaciones diplomáticas ni prevé el establecimiento de relaciones diplomáticas. El Acuerdo se refiere a la situación de la Iglesia, un punto específico que es el nombramiento de obispos. El objetivo es la unidad de la Iglesia”, manifestó el cardenal Pietro Parolin, Secretario de Estado de la Santa Sede en declaraciones a los periodistas en el marco de un acto organizado en la Universidad Antonianum de Roma en el que se otorgó el doctorado honoris causa al Patriarca Bartolomé I.

Refiriéndose al contenido del Acuerdo entre China y la Santa Sede, el cardenal especificó que permanecerán en secreto. Pero es un "relativo secreto -explicó- porque ya se conocen muchos contenidos". 

También se le preguntó al Secretario de Estado cuándo se tomó la "decisión de renovación" del Acuerdo. “Se tomó estos días que hubo contactos entre las dos partes. Por supuesto, Covid -dijo el cardenal Parolin- lo complicó todo porque no era posible viajar, pero hay contactos mutuos continuos”. 

El cardenal Parolin, al tiempo que reiteró que el acuerdo no quiere resolver todos los problemas existentes, expresó su satisfacción por los resultados obtenidos: “Podemos estar satisfechos. Esperamos que haya un funcionamiento mejor y continuo de los términos del Acuerdo. Luego también hay muchos otros problemas que el Acuerdo no pretendía resolver”. Y sobre la situación de los católicos chinos, observó que "hay regulaciones que se imponen y que conciernen a todas las religiones, y ciertamente también a la Iglesia católica".

Luego, un periodista preguntó si el Acuerdo "anticipa un futuro restablecimiento de las relaciones diplomáticas". 

“Por el momento -explicó el secretario de Estado- no estamos hablando de relaciones diplomáticas, estamos enfocados en la Iglesia. Este es otro punto sobre el que quisiéramos insistir: el Acuerdo no resolvió todos los problemas y dificultades que existen y que esperamos abordar a través del diálogo, porque el Acuerdo no concierne a las relaciones diplomáticas ni prevé el establecimiento de relaciones diplomáticas”. 

“El Acuerdo -añadió- se refiere a la situación de la Iglesia, un punto específico que es el nombramiento de obispos. El objetivo es la unidad de la Iglesia, hemos tenido resultados principales como el hecho de que todos los obispos en China están en comunión con el Papa. Ya no hay obispos ilegítimos, esto me parece un paso adelante significativo. A partir de aquí se trata de empezar de nuevo y luego, paso a paso, encontrar una normalización de la Iglesia en China”.

La situación en Siria: el llamado del cardenal Zenari
El secretario de Estado también se detuvo en la situación en Siria, sacudida por la guerra y la violencia, recordando las palabras pronunciadas el pasado 15 de octubre en la Sala del Nuevo Sínodo por el cardenal Mario Zenari, nuncio apostólico en Damasco, para lanzar a los embajadores acreditados ante el La Santa Sede hace un llamamiento a favor del atormentado país de Oriente Medio. 

"El cardenal Zenari - dijo el secretario de Estado - subrayó con mucha fuerza esta nueva amenaza sobre Siria, ya que la violencia aún no ha cesado por completo, no solo en el sur donde continúan los combates sino también en otras partes. 

El cardenal dijo que hay otra bomba: la bomba de la pobreza que corre el riesgo de empobrecer cada vez más a la población y dejarla en condiciones de extrema pobreza. Ante todo, debemos abordar esta cuestión, espero que el llamamiento del cardenal, escuchado y aceptado por todos los embajadores presentes ante la Santa Sede -que lo reportarán a sus respectivos gobiernos para concienciar sobre el tema- encuentre una respuesta común en la comunidad internacional”. +