Jueves 26 de noviembre de 2020

El Papa exhorta a un cambio que consagre la ecología integral

  • 23 de octubre, 2020
  • Ciudad del Vaticano (AICA)
En un mensaje al encuentro EcoOne, el pontífice exhortó a "romper con la lógica de la explotación y el egoísmo" y a "promover la práctica de un modo de vida sobrio, sencillo y humilde".

El papa Francisco envió un mensaje a los participantes del Encuentro Internacional EcoOne, la iniciativa ecológica del Movimiento de los Focolares que tiene lugar en el marco del año especial dedicado al quinto aniversario de la carta encíclica Laudato si'.

Se trata de una actividad organizada junto con el Departamento para el Servicio del Desarrollo Humano Integral y del Movimiento Católico Mundial para el Clima, que lleva como tema "Nuevos caminos hacia la ecología integral: a cinco años de la Laudato si'".

"Esta reunión establece una visión relacional de la humanidad y el cuidado de nuestro mundo desde diferentes puntos de vista: ético, científico, social y teológico", escribe el Papa destacando la convicción de Chiara Lubich, (una docente y ensayista italiana, fundadora y presidente del Movimiento de los Focolares) de que el mundo lleva en sí mismo un carisma de unidad.

"Confío en que esta perspectiva suya pueda guiar su trabajo en el reconocimiento de que todo está conectado y que se requiere una preocupación por el medio ambiente combinada con un compromiso constante con los problemas de la sociedad", expresa citando la encíclica.

Entre estos problemas, el pontífice se refirió a la urgencia de un nuevo y más inclusivo paradigma socioeconómico, que pueda reflejar la verdad de que somos una sola humanidad, "como viajeros hechos de la misma carne humana, como hijos de esta misma tierra que es nuestro hogar".

A fin de fomentar una solidaridad entre los hombres y con el mundo que nos rodea, el Papa subraya que hace falta "una firme voluntad de elaborar y aplicar medidas concretas que fomenten la dignidad de todas las personas en sus relaciones humanas, familiares y laborales, al tiempo que se combaten las causas estructurales de la pobreza y trabajando para proteger el medio ambiente natural".

Por otra parte, Francisco hace hincapié en que para lograr una ecología integral hace falta una profunda conversión interior, tanto personal como comunitaria.

“Al examinar los grandes desafíos a los que nos enfrentamos en la actualidad, entre ellos el cambio climático, la necesidad de un desarrollo sostenible y la contribución que la religión puede hacer a la crisis medioambiental, es esencial romper con la lógica de la explotación y el egoísmo y promover la práctica de un modo de vida sobrio, sencillo y humilde. Espero que su labor contribuya a cultivar en el corazón de nuestros hermanos y hermanas una responsabilidad compartida por unos y otros, como hijos de Dios, y un renovado compromiso de ser buenos administradores de la creación, su don”, sostiene.

Por último, Francisco agradeció a los participantes del encuentro ecológico, "por su investigación y sus esfuerzos de colaboración con el fin de buscar nuevos caminos que conduzcan a una ecología integral, por el bien común de la familia humana y del mundo" y concluyó impartiendo la bendición de Dios y pidiéndoles que recen por él.+