Viernes 19 de julio de 2024

Los obispos repitieron el gesto del lavatorio de los pies con un fuerte llamado al amor y al servicio

  • 1 de abril, 2024
  • Buenos Aires (AICA)
Durante la Misa de la Cena del Señor, los prelados recordaron la lección de humildad que dio Cristo a los apóstoles, y animaron a reflexionar sobre la comunión con los hermanos.
Doná a AICA.org

En el marco de la Semana Santa, durante la Misa de la Cena del Señor, el Jueves Santo, los obispos argentinos recordaron la lección de humildad que dio Jesucristo a los apóstoles durante la Última Cena, repitiendo el rito del lavatorio de los pies.

Mons. Mestre: La Eucaristía es el alimento del amor
El arzobispo de La Plata, monseñor Gabriel Mestre, celebró en la catedral la Misa de la Cena del Señor, y realizó el lavatorio de pies a personas que brindan diversos servicios en el arzobispado.

A la luz de las lecturas bíblicas propuso meditar en tres palabras entrelazadas por la entrega total de Jesús en la cruz: amor, Eucaristía y sacerdocio. En ese sentido, se refirió al amor en clave de entrega y servicio, a la Eucaristía como sacramento del amor y al sacerdocio como ministerio de amor.

Mons. Urbanc: La Misa es el tesoro más precioso que tiene la humanidad
“Jesús vino a limpiarnos desde adentro, a asumir todo nuestro pecado y destruirlo en la cruz. Eso es lo que celebramos en este Triduo Pascual”, señaló el obispo de Catamarca, monseñor Luis Urbanc desde la basílica y santuario de Nuestra Señora del Valle.

Al hablar del lavatorio de los pies, explicó que “ese ha sido el plan de vida de Jesús, ese debe ser nuestro plan de vida porque si nos llamamos cristianos tenemos que hacer lo que Jesús dijo, hizo y nos enseña”.

Mons. Giobando: El amor cristiano es dar la vida en comunión y servicio
El administrador apostólico de Mar del Plata, monseñor Ernesto Giobando sj, presidió la misa en la catedral de los Santos Pedro y Cecilia. Allí realizó el rito del lavatorio de pies a doce laicos miembros del Consejo Pastoral, destacando así “la importancia de los vínculos de comunión eclesial.” También realizó ese gesto, días atrás, en las Unidades Penales 44 y 50 del Complejo Penitenciario de Batán.

En la homilía, el obispo explicó que “la Eucaristía y el lavatorio de los pies van juntos, ambos son hacer presente al Señor, ambos son signos de comunión y servicio humilde, tan necesarios para la comunidad cristiana”.

Mons. Olivera: Seremos juzgados en el modo en cómo amamos
El obispo castrense de la Argentina, monseñor Santiago Olivera, presidió en el inicio del Triduo Pascual la celebración de la Cena del Señor en la parroquia Nuestra Señora de Luján Castrense, que concelebraron capellanes castrenses de las Fuerzas Armadas y Fuerzas Federales de Seguridad.

“Desde ese día nuestra fe cristiana nos va a interpelar para ser auténticos servidores, para ser auténticos lavadores de pies, esto es para tener siempre un corazón que acoge, que recibe, que es hospitalario, que no cierra puertas ni ventanas, que siempre da la posibilidad del cambio y de un corazón que se convierta y se transforma porque así obró Jesús”, afirmó.

Mons. Torrado Mosconi: Humildad y servicio son formas de amar, son un estilo de vida
“El estilo de vida de Jesús se caracteriza por tres realidades que hoy se hacen patentes en esta celebración: presencia, humildad y servicio y son, por eso, claves en la vida de todo cristiano” afirmó el obispo de Nueve de Julio, monseñor Ariel Torrado Mosconi, al celebrar la misa de la Cena del Señor.

“Toda la celebración de hoy es como un resumen de la vida entera del Señor Jesús, en ella nos da a conocer su última voluntad, su testamento, y nos deja la herencia eucarística, su presencia permanente entre nosotros”, sostuvo.

Mons. Braida:Como Jesús, se trata de amar hasta dar la vida
Desde la catedral y santuario San Nicolás de Bari, el obispo de La Rioja, monseñor Dante Braida, aseguró que Jesús “vino a manifestar al mundo el Amor de su Padre Dios por todos, sin excepciones y que él está dispuesto hasta dar la vida para expresar ese amor”.

“Luego hará ese gesto de lavar los pies a los discípulos mostrando que el amor verdadero siempre se expresa de modo concreto, por eso con muchos detalles se nos relata esta escena donde Jesús realiza varias acciones”, consideró.

Y destacó que “el servicio humilde realizado por amor es el camino que nos enseña Jesús para una Vida bien vivida. Con toda claridad y contundencia Jesús nos manda a recorrer el camino del amor y del servicio”. +